Un hombre de unos 70 años quedó a disposición de la Justicia tras un allanamiento efectuado por personal de la Comisaría 2a. en una causa por amenazas iniciada el día jueves por la noche.

El Crio. Sup. Leonardo Contreras dio detalles del procedimiento realizado en la jornada de este sábado en una vivienda ubicada en calle Jorge Newbery al 600, informando que “el resultado fue positivo a partir de una denuncia por Amenaza Calificada con Arma de Fuego procediéndose al secuestro de las mismas”, tratándose de dos revólveres calibres 22 y una tipo carabina.

Contreras destacó el accionar de los agentes de la Comisaría y el Comando Radioeléctrico, describiéndolo como “raudo y efectivo, consiguiendo incautar las armas”, e indicó que “estamos esperando la documentación. Las tres están numeradas, a simple vista no están modificadas y no se divisa ningún tipo de anomalías, lo que sí es que carecen de registros. El hombre aduce que pertenecían al padre”.

Respecto a la situación del masculino, informó que “está detenido, demorado, en su domicilio por tratarse de una persona mayor de 70 años, por disposición de la fiscal que entiende en la causa. Se verá cómo continúa la investigación y la letrada después analizará si corresponde la detención y traslado, ya que tiene problemas cardíacos”.

Sobre la denuncia en cuestión, añadió: “Una persona que se conducía en moto es detenida frente a ese domicilio y fue amenazado de muerte con un arma de fuego. A raíz de ello se realizó esta mañana el allanamiento, dando el resultado que nosotros esperábamos”, advirtiendo además que “no hubo forcejeos, ni resistencia, ni otra cuestión ajena al procedimiento normal”.