Un hombre de unos 40 años, Emiliano Arri, murió este domingo por la madrugada en un boliche bailable de la ciudad, tras haber sido reducido por personal de seguridad.

Una versión extraoficial indica que luego de una situación de disturbio era retirado de la disco cuando se descompuso y terminó falleciendo en el propio local.

El hecho está siendo investigado por Fiscalía de Homicidios, Jorge Nessier, que determinó la realización de la autopsia para conocer los motivos de su deceso.