013010_600

(foto ilustrativa)

El pasado miércoles al mediodía, un matrimonio de la ciudad resultó estafado por un aparente técnico de la empresa prestataria del servicio de gas que llegó a su vivienda. El marido se encontraba en la vereda de su hogar en calle Solano, “cuando un auto gris paró y se bajó un hombre de unos 40 años, con una carpeta azul, señalando que venía de Litoral Gas porque los chicos que revisan el medidor habían informado que nuestro domicilio tenía alta la presión “, señaló a GálvezHOY su esposa, quien prefirió preservar su identidad.

Los vecinos lo hicieron pasar a revisar, incluso el termotanque de la vivienda, a lo que el supuesto técnico sostuvo que “era un peligro, que había además pérdida y que necesitábamos solucionar el tema con urgencia. Se sentó, empezó a sacar cuentas y nos hizo tres presupuestos… Yo entré a desconfiar, pero mi marido, asustado, fue a buscar el dinero que nos pedía para los materiales -unos 6.300 pesos-“, confió la mujer. “Sinceramente como que me había dado cuenta del engaño, pero ya le habíamos dado para revisar las herramientas, entre ellas un martillo, y me había dado temor porque estaba dentro de casa y si no le dábamos la plata por las buenas, quizá nos la intentaba sacar de otra forma”, agregó.

El individuo salió con la promesa de regresar con los materiales a los dos de la tarde, hecho que al día de hoy nunca ocurrió. El matrimonio -desconfiado- sí logró tomarle los números de la patente, pero no las letras del vehículo en que se conducía.

Así, más tarde radicaron denuncia en la comisaría local. También se comunicaron con la firma Litoral Gas, “quienes nos señalaron que no entran a los domicilios, si no que si encuentran un desperfecto cortan el gas y luego pasan el informe”.

Cabe destacar que éste no sería el único hecho de estas características, sino que la misma persona habría intentando hacer lo propio con otra familia de calle Lavalle.

A raíz de estos acontecimientos, el área de prensa de la Unidad Regional XV difundió un comunicado en el que informa que PARA QUE LA CIUDADANÍA TENGA PRECAUCIÓN Y NO SEA ENGAÑADA, CUALQUIER DUDA LLAMAR AL ORGANISMO AL CUAL ADUCEN SER O LA COMISARIA MAS CERCANA A SU DOMICILIO”.