En la semana que termina, se entregaron los premios a los ganadores de INGENIA 2017. Más de 1.600 proyectos fueron presentados en esta octava edición, siendo seleccionadas finalmente 1.097 iniciativas (cinco de nuestra ciudad), que recibieron hasta 20.000 pesos para ponerse en funcionamiento.

Genevieve Morán, número dos en la lista “Adelante” (UCR) -que encabeza el actual concejal Leonardo Diana- estuvo participando de la entrega de premios de la Región 3 (NODO SANTA FE), junto a la diputada provincial Victoria Tejeda, y destacó a su regreso que “vivir esta experiencia con Ingenia, fue muy buena. Chicos con una polenta impresionante, presentando sus creaciones, algunas muy interesantes, y nosotros junto a los chicos de la juventud radical, que con el nombre JOVENES POR GALVEZ presentaron PIZARRON SOLIDARIO, un proyecto muy lindo para niños de bajos recursos o mamás que trabajan, para que puedan tener contención en algún lugar de la ciudad, lo tenemos que definir, para tener ayuda en las tareas escolares, por ejemplo tener apoyo en cuanto a la lectura o a matemática, creo que es una muy buena iniciativa que no hay en Gálvez”. “Los chicos siempre tienen ideas innovadoras -observó “Genny”-, en el viaje iban diciendo “Podemos agregar esto”, o “Hacer esto otro”, y la verdad que es muy bueno que el gobierno de la provincia, mediante un aporte económico, pueda cumplir las propuestas de jóvenes para su barrio”.

Asimismo destacó el aporte de la juventud en el grupo de trabajo del radicalismo local: “Uno ya tiene una edad considerable, y a veces se nos escapan algunas cuestiones, los chicos son muy frescos y transparentes, no filtran lo que piensan, y de esas ideas puras, siempre se rescata algo para hacer”.

Luego, y a pocos días de empezar de lleno la campaña de cara a las PASO, la consultamos sobre cómo vive este momento: “Es como un torbellino, con muchas cosas nuevas, pero ya me avisaron que viene peor (risas)… A pesar de las fuerzas y ganas de trabajar, creo que esto conlleva una preparación para hacer las cosas como corresponde, y todo lleva tiempo, que antes se dedicaba a la familia y ahora hay que restarlo, pero siempre trato de mejorarme como persona para poder dar a Gálvez lo que se merece”.

– Ser una cara nueva, ¿implica más responsabilidad?

– Sí, implicó una responsabilidad que muchos de los ciudadanos debieran tomar, porques es fácil criticar desde afuera a los pocos que están involucrados en política. Sí te cambia la vida, porque a mi pesar y para mi sorpresa, me he encontrado con cosas buenas, porque tenemos todo este roce junto a la gente del gobierno provincial que es con la que vamos a tener que estar cara a cara para las gestiones diarias si la gente nos elige con su voto… Y por otra parte, el condimento amargo que tiene la política en esa confrontación que hay entre los candidatos, que a veces uno la miraba de afuera, y ahora que estoy adentro, digo: “Hay que trabajar más y mirar menos lo que hace el de al lado”. Eso me tomó un poco de sorpresa… Cuando se conoció que integraba la lista, hay gente que me dejó de saludar o no me atiende más el teléfono, pero esto me potencia a trabajar más duro y a ponerme esta mochila, con las propuestas que tenemos, para que la gente de Gálvez vea la forma que tengo de trabajar más allá que vengo de hacerlo en una institución. Es parecido pero diferente, me estoy dando cuenta que es bastante diferente porque se trabaja para más personas, pero todo eso me estimula a pisar más firme y dar todo lo mejor de mí.

 

Diana: “No debemos mantener invernando a los jóvenes, tenemos que activarlos porque son el motor del cambio”

Luego, y en base a la experiencia que vivió “Genny” Morán, dialogamos con el Dr. Leo Diana, para que también nos comente su opinión acerca de INGENIA y el rol de la juventud hoy en nuestra sociedad: “Iniciativas como la del programa INGENIA son dignas de reproducir… Nosotros creemos que la juventud tiene mucho potencial, solamente hay que darle un rumbo, una dirección, y desde nuestro entender, cuando se dice que los chicos son el futuro, nosotros creemos que son el presente también, por eso es bueno activarlos, ponerlos en marcha, estimularlos”. “Recordemos que los grandes cambios que se hicieron a nivel político, científico, cultural fueron impulsados por jóvenes, por la pasión que ponen en sus definiciones, en sus pensamientos, en sus acciones. Tenemos una tendencia a mantenerlos invernando, por decirlo de alguna manera, nosotros tenemos que YA activarlos porque son el motor del cambio. Desde nuestro espacio siempre propusimos reuniones con los jóvenes, y estimulamos acciones para que lleven a cabo sus proyectos”.

De hecho, recordó, “las experiencias que hemos tenido con ellos fueron muy buenas, para citar un ejemplo te nombro la muestra de Ana Frank, en la que comprobamos que cuando hay un estímulo, cuando hacemos algo para fomentar su atención, los jóvenes se prenden de una manera fabulosa y el trabajo que hacen, se nota que es muy bueno”. Por eso, añadió, “No debemos dejarlos dormidos o invernando hasta el futuro, porque pueden caer víctimas del ocio o de flagelos como la droga, y así desgraciadamente, perderemos gran parte de su potencial”.