El candidato a presidente del CABJ estuvo en Gálvez, ratificó que “La Bombonera” no se mueve y que formará un Consejo con ex jugadores.

El candidato a presidir Boca Jrs. José Beraldi llegó a Gálvez para explicar cómo piensa llevar adelante su proyecto de dirigir al club xeneise si es electo en los comicios del mes de diciembre. Beraldi visitó la ciudad tras tratativas del galvense Christian Almendra, con quien mantiene una relación de amistad.

“La experiencia la tengo, simplemente buscamos un Boca mejor, hacer las cosas mejor con el objetivo de recuperar el aspecto social… Necesitamos abrirle las puertas al socio”, fueron las primeras palabras del postulante cuando arribó a la Casa de la Historia y la Cultura del Bicentenario para hablar con los hinchas presentes durante la noche del pasado viernes.

Con 58 años y 54 años siendo socio de Boca, Beraldi piensa “abrir el club hacia la sociedad y si bien hoy levantamos un poquito, las cosas no están del todo bien, tenemos que trabajar mucho para que mejoren definitivamente”.

En este sentido manifestó su deseo de que “éste sea el camino de la recuperación, de buscar más copas y creo que cuando uno contrata a un jugador uno tiene que encontrarle el ADN Boca… Estuve diez años en el fútbol, obtuvimos 14 títulos y conozco bien de qué se trata. Quiero conformar un Consejo de Fútbol que lo integrarán ex jugadores importantes que anduvieron por el mundo, que formaron parte de la historia de Boca como Pepe Basualdo, Cascini, Sebastián Battaglia, Oscar Córdoba y Chico Serna”.

Además planteó la importancia de recuperar un espacio para las peñas, “que están un poco olvidadas”. Pero también “hacer algunas modificaciones en ingresos, gastronomía y sanitarios”, descartando así esa posibilidad de trasladar la Bombonera, refiriéndose al proyecto de la actual dirigencia de construir un nuevo estadio,  y utilizar el actual, inaugurado en 1940, para conciertos y otros espectáculos artísticos: “De la Boca no nos vamos, el Templo no se mueve, no se toca y si soy presidente buscaremos esa media manzana para cerrar el anillo y lograr la capacidad para 18 mil a 20 mil personas más, que es lo que estamos necesitando”.